eCommerce Summit & Expo
29 Junio - 1 Julio 2021
ECSE VIRTUAL

eCommerce como modelo de negocio para las empresas del futuro

Por: Mathias Pontier, Country Developer de PrestaShop para México

 

 

A estas alturas de la pandemia, es indiscutible que el comercio electrónico ha sido uno de los pocos ganadores. La mayoría de las categorías de productos han visto un incremento exponencial del gasto online y este fenómeno también se ve reflejado en las compras virtuales a páginas web locales e internacionales.

 

Al igual que en muchas partes del mundo, el crecimiento del eCommerce en México se incremento explosivamente. Desde el inicio de la emergencia sanitaria por el coronavirus, las cifras de venta no se detienen y continuan incrementando su porcentaje respecto a las ventas totales del mercado, beneficiando a grandes y pequeños negocios que ya contaban con canales de comercialización online, pero también a aquellos que se vieron obligados a crearlos u observaron la importancia que la tecnología representaba en tiempos de confinamento respecto a oportunidades de comercialización y abastecimiento.

 

De acuerdo a datos de la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO) en su “Estudio de venta online 2021, durante 2020, el eCommerce en México tuvo un incremento del 81% en comparación con el 2019. Esto basándose en las cifras totales de venta que alcanzaron un monto de $316 mil millones de pesos (aproximadamente 15 mil 349 millones de dólares), equivalente al 9% del total de retail. Cifra muy cercana a las predicciones hechas por la empresa de inteligencia financiera, Fitch Solutions de que México superará los 18 mil mdd en ventas por eCommerce para el 2022.

 

Lo anterior lleva a replantear la importancia de este modelo de negocio y su impacto en el futuro de la economía global, pero más aún, en lo que significa cambiar y agilizar el modelo de comercializar cualquier tipo de producto sin importar el lugar geográfico, día u horario en el que el consumidor se encuentre o solicite, demostrado con esto que las ventas en línea son la nueva tendencia que llegó para quedarse.

 

En ese sentido, el eCommerce ofrece una experiencia digital a los comerciantes como un nuevo canal de ingresos. Lamentablemente, aún persiste una gran diversidad de pensamientos sobre el modelo. Mientras algunos empresarios ya empiezan a considerarlo una gran oportunidad de crecimiento para sus empresas, otros aún se muestran renuentes a incursionar en el mundo de las ventas online. Esto se debe a falsas ideas y temores por adentrarse a un entorno digital por el desconocimiento sobre lo que implica vender online, lo cual significa competir únicamente con tiendas físicas.

 

Lo cierto es que el eCommerce no es solo para grandes empresas, ya que puede ser aprovechado por empresas grandes y pequeñas. Son muchas las pymes que se han visto beneficiadas de esta herramienta, la cual les permite llegar a un mayor número de clientes sin tener que recurrir a costosas estrategias de ventas.

 

Tampoco la distancia es sinónimo de desconfianza que frenaría las ventas. Ha quedado demostrado que muchas personas se animan a adquirir productos a través de plataformas internacionales como Amazon. Todo se basa en crear una buena reputación del comercio.

 

Mucho menos se requieren conocimientos técnicos, esto es solo para aquellos que implementan una tienda online utilizando recursos propios, pues existen muchas alternativas que hacen la vida más sencilla a los empresarios online.  Se pueden encontrar en el mercado plataformas que los emprendedores pueden utilizar para crear su tienda virtual; siendo esto lo primero que se debe hacer antes de incursionar en el eCommerce:  decidir plataforma en la que se montará la tienda online.

 

Actualmente hay muchas plataformas de comercio electrónico, pero se debe elegir la que garantice confiabilidad y seguridad en la operación, además de que cubra perfectamente las necesidades del comercio y, en ese sentido, que se adapte a las tendencias del eCommerce y que cuente con módulos de comercio social entre su oferta de servicios integrados, que ha experimentado una fuerte aceleración en los últimos meses y asumirá un papel cada vez más relevante durante 2021.

 

Plataformas como PrestaShop, líder de eCommerce en Europa y América Latina, cuentan ya con módulos diseñados para ayudar a los usuarios de comercio electrónico a impulsar las ventas de su tienda en línea en redes sociales como Facebook e Instagram, ya que ofrece funcionalidades avanzadas de comercio social optimizada con campañas publicitarias, sincronización automática del catálogo de productos con ambas redes,  y la integración del complemento Messenger. Elementos que facilitan al emprendedor su incursión en el actual comercio online, sin la necesidad de tener conocimientos técnicos.

 

Lo cierto es que el eCommerce está evolucionando a las empresas, y la transformación digital es un esfuerzo que deben realizar los negocios para digitalizar procesos internos incluyendo sus canales de venta, ante la demanda cada vez mayor de los consumidores de encontrar valores agregados. Una oportunidad de desarrollo y crecimiento que las empresas de todos los tamaños no deben desaprovechar.